viernes, 16 de marzo de 2018

Las consecuencias de tomar Chia


Es un mito que se diga que las cualidades de la chía no se activan si no se la remoja, pero sí anotó que de hacerlo, se consume en forma de gel y la capacidad de saciedad dura mucho más tiempo.

Regular el tránsito intestinal
De ese modo, estimulan el peristaltismo o movimiento de los intestinos y mejoran el estreñimiento. Esos mucílagos crean a su vez una red viscosa que hidrata y lubrica el tubo gastrointestinal, lo que facilita también la expulsión de las heces.

La alta concentración de mucílagos, un tipo de fibra soluble que crece en contacto con el agua, hace que las semillas de chía multipliquen por diez su tamaño en el tracto digestivo y que presionen las paredes intestinales. 

Ayuda en la diabetes
Es recomendable incorporar las semillas en compotas de fruta, en púdines de fruta o en cocidos de legumbres y cereales.

La chía es un buen complemento en la alimentación de diabéticos, de nuevo por la gran cantidad de fibra que contiene. Ayuda a regular los niveles de azúcar en sangre en general, pues la fibra captura parte de esos azúcares y los libera lentamente, lo que evita que haya picos de glucosa e insulina en sangre. 

Pérdida de peso
Dentro de los beneficios de las semillas de chía está el de ayudar en la pérdida de peso. 
Es debido a que llena el estómago y nos produce sensación de saciedad gracias a su gran capacidad de absorber líquidos. Y, como regula los niveles de azúcar en sangre, ayuda a evitar los antojos por los dulces.

Cuida tus huesos
Con solo 30 g de chía obtenemos el 20% de la cantidad de calcio recomendada, un mineral indispensable para mantener la masa y estructura ósea. También aporta boro, que ayuda a metabolizar el calcio.


No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Recent Post